La sensibilidad de un cambio

La espuma de las olas le acariciaba los dedos de los pies de manera sutil. Sentada en la orilla del mar, contemplaba la puesta de Sol con los ojos entreabiertos. El bajo de la falda se le estaba mojando, pero eso parecía carecer de importancia en aquellos momentos. Cualquier transeúnte que la hubiera visto, habría…