Encadenado a las palabras

Ha llegado el momento de decírtelo. Nunca me creí capaz de hacer esta confesión, incluso he intentado que las cosas no fueran de esta manera… pero, pero… ¡No puedo ocultarlo más! Estoy enamorado de ti. Sí, lo sé, éste no es el curso que debía tomar la historia. De hecho, puedo adivinar la perplejidad con…